Los mares del Sur. Actividad 39

Bloque 2. Actividades durante la lectura.

Actividad 39. Navajeros y el policía informado. (pp. 180-184)

El misterioso policía que colaboró con Carvalho al principio de la novela reaparece  para confirmar a Carvalho sus sospechas sobre la autoría del crimen por parte de un grupo de navajeros. La conversación pronto deriva hacia la justificación de unos métodos policiales bastante expeditivos: “Este oficio es cada día más asqueroso. Ahora hay que tener abogado durante el interrogatorio. ¿Cómo se puede sacarle algo a un chorizo sin darle un par de hostias?” (p. 180) Más delante, el policía explica a Carvalho cómo se suelen resolver estos crímenes:

“—¿A qué conclusiones llegaron en el asunto Stuart Pedrell?

—A que un día u otro saldría. Cuando menos se espeta, coges a un angelito. Le obligas a que se coma un consumo de órdago y para ablandarte confiesa algo gordo que ha hecho. Entonces es cuando salen las cosas. Pero siempre a hostias, eso por descontado. Un día se meterá en la red el asesino. Por sistema le echamos encima el crimen más gordo vacante. Se amilana y te larga algo que se le puede creer. Es casi un favor mutuo. Me gusta mi oficio. Nunca diré que no me gusta, pero cada vez es más difícil.” (p. 181).

Desgraciadamente, el asunto de los malos tratos policiales para obtener una confesión no es una cuestión del pasado ni de los residuos de una dictadura. El filósofo Slavoj Zizek cuestiona la conocida serie “24” porque justifica la tortura de preso a cambio de la crucial información que de ellos se obtiene.[2]

Más cercano a nuestro entorno, el documental “Ciutat Morta[3] relata el brutal caso de unos jóvenes detenidos por los Mossos D’Esquadra [la película completa].

¿Qué opinión te merece el uso de la violencia por parte de las fuerzas policiales? Escribe un texto argumentativo a favor o en contra de unas 300 palabras.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.